Thursday 13 de June del 2024

Políticas Sociales invertirá 23 millones de euros en la mejora y creación de nuevos recursos asistenciales, en el presupuesto más alto de su historia

Actualizada noviembre 30th, 2023 a las 13:20
Sin Etiquetas
Autor Otros Artículos Enviar correo. Relacionados

El Departamento de Políticas Sociales de la Diputación Foral de Álava tiene previsto crear nuevos recursos, servicios y plazas asistenciales en 2024 gracias a un proyecto de presupuestos de carácter “claramente inversor”. Gorka Urtaran, diputado foral de Políticas Sociales, ha presentado esta mañana en las Juntas Generales de Álava el proyecto de Presupuestos del departamento que dirige, que es el más elevado de la historia, con 305 millones de euros, diez más que en el pasado ejercicio.

“Supone un incremento del 3,3% respecto al año pasado y es superior al crecimiento del conjunto de la Diputación Foral de Álava, lo que demuestra la sensibilidad social de este gobierno”. Se trata de un presupuesto, según ha dicho Gorka Urtaran, con tres características fundamentales: “Permitirá crear más servicios y recursos para la población más vulnerable del territorio, así como mejorar las condiciones del personal laboral del sector de los servicios sociales, y destinar 23 millones en inversiones para nuevos recursos”.

En este capítulo inversor, destacan las partidas para la creación de nuevos equipamientos, como el Centro de Crisis 24 horas para víctimas de violencia sexual (565.161 euros), las nuevas oficinas del Servicio Foral Hegoak de atención psicológica y sociojurídica a víctimas de violencia de género (758.532 euros), el centro residencial y centro de día para personas con discapacidad intelectual en Laudio (2 millones) y el centro de referencia del Plan Etxean Bai, (1,4 millones), así como las reformas de la residencia Samaniego (5,3 millones) y otros centros de cuidados (2,3 millones), y la contratación de la redacción del proyecto constructivo de la futura residencia que se ubicará en el barrio gasteiztarra de Salburua (900.000) y del Centro de Investigación en Envejecimiento para personas con discapacidad intelectual, entre otras inversiones. La digitalización de la gestión del Instituto Foral de Bienestar Social, mediante el desarrollo de diversas aplicaciones informáticas, es otro de los ejes inversores para el ejercicio 2024 y siguientes.

En total, 23 millones de euros en inversiones, más otros 6,5 millones en créditos de compromiso para los próximos años, que conseguirán un importante despliegue de recursos que atenderán a los colectivos de personas mayores, personas con discapacidad, en exclusión social, víctimas de violencia de género y menores en desprotección. El Departamento de Políticas Sociales financiará estas inversiones con 10,5 millones de fondos propios y el resto, de los Fondos Europeos Next Generation.

Además de la inversión en nuevos recursos, el diputado foral ha desgranado otras actuaciones que contribuirán a mejorar la atención en materia de servicios sociales.

Así, ha anunciado la concertación de hasta 73 nuevas plazas residenciales para personas mayores, cuya partida crecerá en 776.000 euros, hasta superar los 10,5 millones de euros. El proyecto Etxean Bai de atención en domicilio de personas con dependencia, además de contar con su centro de referencia, duplicará el número de personas atendidas, pasando de las actuales 50 a cien personas que podrán beneficiarse de este servicio.

El proyecto de Presupuestos prevé la puesta en marcha este año de dos nuevos centros para personas con discapacidad intelectual, en Arratzua-Ubarrundia (Lakondoa) y en Laudio, que contarán con sus respectivos centros de día y alojamientos residenciales. También por primer vez se van a concertar plazas en la zona rural para proporcionar Atención Temprana a niñas y niños con trastorno del desarrollo. En este mismo ámbito, se creará una Oficina de Vida Independiente y se reforzará la partida del bono taxi con 100.000 euros.

Dos recursos destinados a personas con enfermedad mental verán ampliadas sus plazas en 2024. Así, el Centro Ocupacional Gasteiz pasará de 10 a 30 plazas, mientras que el Centro de Día Argibide atenderá a 35 personas, cinco más que en la actualidad. Por su  lado, el hogar residencial Begira para personas con discapacidad intelectual leve y enfermedad mental duplicará sus plazas, para poder atender a un total de seis personas.

En materia de inclusión, el diputado foral de Políticas Sociales ha anunciado que el centro residencial Abegia, que en la actualidad atiende a personas con problemas de salud mental y adicciones, se transformará en una nueva residencia para personas en exclusión, con 14 plazas. A su vez, las personas procedentes de Abegia estarán atendidas en un centro concertado. También en el ámbito de la exclusión, se creará un nuevo centro de día que dará atención a 8 personas, así como la primera experiencia piloto de dos pisos con la metodología Housing First.

Refuerzo a las víctimas de violencia machista y a la emancipación de jóvenes en desprotección

En línea con el compromiso de la Diputación Foral de Álava de responder a la creciente demanda de atención, la partida para la atención a las mujeres víctimas de violencia machista contará con un importante incremento de 722.000 euros (+24,7%), por lo que el presupuesto global para  reforzar todos los recursos y programas alcanza ya los 3,6 millones de euros.

En materia de atención a menores en desprotección, Gorka Urtaran ha hecho especial hincapié  en el refuerzo de los pisos de emancipación Aukera, que “acompañan a los menores en su transición hacia la vida adulta” y que contarán con 13 nuevas plazas. En este ámbito, destaca el incremento del 28,4% en la dotación (que alcanza los 3,2 millones de euros) del Programa Especializado de Intervención Familiar (PEIF). Este programa tiene como finalidad “preservar la integridad de la familia, evitando la separación de la niña, niño o adolescente”. Se incrementará asimismo con 182.000 euros la partida destinada a fomentar el acogimiento familiar especializado.

Como tercer eje de este proyecto de presupuestos, Gorka Urtaran ha destacado las actuaciones que contribuirán a la mejora de las condiciones laborales de las personas que trabajan en el ámbito de los servicios sociales de Álava. Así, ha destacado el incremento del 26,7% (1,8 millones de euros) de la partida del Servicio de Ayuda a Domicilio destinados en su mayoría a las mejoras laborales de las trabajadoras del Servicio de Ayuda a Domicilio (SAD) de los municipios de la zona rural,. La partida que alcanzará los 8,6 millones de euros en 2024.

Aumentan asimismo hasta los 7,5 millones de euros las partidas de convenios y contratos con el Tercer Sector Social para las gestión de recursos de competencia foral, un incremento que servirá fundamentalmente para mejorar las condiciones laborales de su personal.

Con este objetivo, que también busca la “profesionalización de los cuidados”, la cuantía de la Prestación Económica de Asistencia Personal (PEAP), que ayuda a la contratación de asistente profesional, se equiparará en el grado 3 de dependencia a la actual mensualidad de SMI, con un máximo de 1.080 euros. Este incremento medio de la cuantía del 13,6% también se aplicará de forma proporcional en los grados 1 y 2 de dependencia. Asimismo, se pondrá en marcha una nueva PEAP específica para la vida independiente de las personas con discapacidad, con un importe máximo de 1.600 euros al mes.

Por último, el centro especial de empleo Indesa 2010, que da oportunidades de empleo a personas con discapacidad como medio para lograr su inclusión social y laboral, contará con un presupuesto de 25,6 millones de euros y prevé destinar 400.000 euros a mejoras laborales de su plantilla.

Lo más leído
.